Estoy embarazada y no puedo dormir – Mami Obstetra
Estoy embarazada y no puedo dormir

Estoy embarazada y no puedo dormir

Cuando estamos embarazadas pasamos por muchos cambios, desde las sensaciones de náuseas, al principio del embarazo, hasta incluso no poder dormir hacia el final del mismo. En el primer trimestre es probable que estemos más cansadas y tengamos mucho sueño, esto debido a la progesterona. Sin embargo poco a poco nos adaptamos a los cambios hormonales y a partir del segundo trimestre se reducen nuestras ganas de dormir todo el día y, más bien, tenemos más energía. En los últimos meses surgen otras situaciones que afectan nuestro sueño y nos hacen despertarnos varias veces en la noche e incluso podemos llegar a tener insomnio. Esto debido a que nuestro bebé ha crecido y todo el peso del abdomen presiona nuestra vejiga haciendo que tengamos más ganas de orinar frecuentemente, más molestias estomacales como la acidez y la columna puede molestarnos si no dormimos en una posición cómoda.

Sé lo importante que es dormir bien en esta etapa por ello te traigo las siguientes recomendaciones que pueden ayudarte a tener un sueños más placentero:

  • Evita las comidas pesadas a la hora de la cena, ya que esto podría causarte mayor acidez y dificultar que tengas deseos de dormir.
  • Al inicio del embarazo no postergues tus siestas, si tienes la posibilidad de dormir durante el día hazlo, te sentirás con más energía.
  • Consigue una buena almohada hecha especialmente para embarazadas, estas almohadas son un éxito y podrían evitarte un dolor de espalda terrible o que dificultes la circulación sanguínea y aumentes el riesgo de malestar al levantarte como mareos.
  • Asegúrate que la almohada que elijas esté hecha de algodón 100% pima, esto te ayudará a dormir fresca y no sudar durante estas noches de verano donde además estamos con una dosis más alta de hormonas producto del embarazo.
  • Coloca también una almohada ubicada entre las piernas a la altura de tus rodillas. Esto será de gran ayuda y notarás la diferencia, si tu almohada de embarazada es larga como la de la foto ya no necesitas agregar una almohada extra.
  • Duerme de ladito, especialmente del lado izquierdo, pero puedes alternarte un lado con el otro cuando así lo desees.
  • Por último no tomes mucha agua antes de acostarte sino esto hará que te levantes con mayor frecuencia durante la noche y una vez despierta algunas mujeres tenemos dificultad para conciliar el sueño otra vez.

La almohada que les recomiendo usar es de la marca Káligo Maternidad que tiene su cojín bastón hecho de 100% algodón pima.

Recuerda lo importante que es tener energía durante el día y sobre todo durante los últimos días antes de la llegada del bebé, por ello toma importancia a tu sueño, tómate un descanso, te lo mereces futura mamá.

Publicaciones Relacionadas

1 comentario

Deja tu respuesta

Instagram